La Fundación de Ayuda a la Drogadicción (FAD) apuesta en esta ocasión por incentivar el desarrollo personal de los jóvenes para combatir el consumo de estupefacientes.

Atrás queda ya el mensaje de la “represión”: ese crudo Di no a las drogas de los anuncios lanzados a principios de los noventa. Este año, coincidiendo con su trigésimo aniversario, la Fundación de Ayuda a la Drogadicción (FAD) prefiere apostar por incentivar el desarrollo personal de los jóvenes para combatir el consumo de estupefacientes. Y así lo demuestra su última campaña, Construye, no esperes, presentada recientemente.

“El objetivo es sensibilizarlos sobre la importancia de que llenen su vida de intereses, de aficiones, de amistades… Porque, cuantas más cosas construyas en tu vida, menos espacio dejarás a las drogas”, ha explicado el director de la ONG, Ignacio Calderón, durante la presentación de los anuncios, dirigidos a los jóvenes de 14 a 25 años. Y también a los padres y educadores de los niños menores de 13 años para que vayan adquiriendo esa capacidad de “autonomía y decisión”.

La nueva campaña televisiva muestra una “gran sala de espera”, adonde acuden los jóvenes que quieren emprender un nuevo reto, pero que prefieren posponerlo porque no encuentran el momento idóneo para empezar con él. En esa metafórica habitación aguardan. “Nosotros les proponemos que no esperen el momento perfecto. Sino que sean proactivos”, subrayan los miembros de la FAD. “Los que están en esa sala de espera ya pueden decidir, pero no lo hacen. Y están perdiendo el tiempo”, ha recalcado Calderón sobre los spots, antes de detallar que las radios y televisiones que se sumen a la iniciativa los difundirán gratuitamente.

“La capacidad para tomar decisiones, emprender nuevos retos y tener una actitud activa pueden configurarse como grandes factores de protección de los más jóvenes frente a los problemas de las drogas”, ha continuado este miércoles el director de la ONG. “Todo esto ayuda al desarrollo personal y, cuanto más equilibrado sea cada uno, menos riesgo de caer en el consumo de drogas”, ha apostillado.

La FAD ha recordado este miércoles que más del 80% de la población española considera que es “fácil o muy fácil” acceder a estupefacientes. Y, según los datos de un estudio del Observatorio Español sobre Drogas, más del 90% de los estudiantes de 14 a 18 años cree que el alcohol está “fácilmente disponible” para ellos. Un porcentaje que se reduce al 69,4% en el caso del cannabis.